LOS CORALES

Maracajaú tiene uno de los más bellos ecosistemas marinos de la costa del nordeste brasileño. Esta verdadera joya es una cadena natural de arrecifes de corales que ocupan un área de trece quilómetros cuadrados, situados a tan solo siete de la costa. Morada de centenares de especies, peces multicolores, crustáceos y moluscos, los Parrachos de Maracajaú forman parte del Área de Protección Ambiental de los Arrecifes de Corales de Río Grande del Norte (APARC-RN) desde el año 2001. Durante la marea baja los corales se transforman en una inmensa piscina natural de aguas cristalinas, con una profundidad que varía entre 1.0 y 3.0 m.

BUCEO Y SNORKEL

Quince minutos de viaje en lancha o treinta en catamarán son suficientes para que el turista viaje entre dos paraísos: desde la hermosa orilla del mar hasta los arrecifes de corales. Una vez en la reserva de preservación marina se puede optar por hacer un buceo meramente recreativo, usando snorkel y equipo básico, o conocer la fauna y la flora marina más profunda con el buceo de tanque. Muchos turistas aprovechan las excelentes condiciones naturales de los Parrachos para hacer su bautismo (primera práctica de buceo) con los profesionales cualificados que ofrecen las empresas. Las embarcaciones salen de la playa en el inicio de la marea baja y vuelven cuando la marea comienza a subir, así los visitantes pueden ver los corales cuando la profundidad varía entre dos y tres metros, lo que permite una mejor visibilidad. Los paseos duran cerca de dos horas. Durante la estadía, los turistas también pueden beber y comer brochetas variadas en las bases flotantes que quedan siempre atracadas en alta mar.

 

PASEOS

Una de las maneras más divertidas de conocer Maracajaú es con los paseos que ofrecen las empresas del lugar. El buggy y el quatriciclo representan las experiencias más emocionantes para sumergirse en las dunas, las lagunas de aguas cristalinas, los ríos y las playas paradisíacas de los alrededores. Pititinga, los ríos de Guaxinin y Punaú o la Laguna del Baião Grande son algunos de los destinos turísticos más visitados, aunque uno siempre decide de antemano con el buguero donde quiere ir así como la intensidad del viaje: a todo gas con los amigos o más relajado con la familia. El paseo a caballo es mucho más tranquilo que los motores adrenalíticos, pero altamente recomendable para tomar un respiro y conocer Maracajaú con el divagar tan característico del lugar.

 

 

MARACAJAÚ

 
EL CARIBE DE BRASIL

Maracajaú, también conocido como el caribe brasileño, está rodeado por espectaculares playas, dunas, lagunas y palmeras. Con más de 300 días de sol al año, un mar con agua templada y el mejor aire de América, según la NASA, Maracajaú es un lugar de ensueño que se puede conocer a pie, en cuatriciclo, buggy o caballo. Este tranquilo y pequeño pueblo de pescadores es famoso por su barrera de corales, localmente conocida como los Parrachos. Con una increíble flora y fauna marina, los Parrachos son considerados como uno de los diez mejores sitios de Brasil para la práctica de snorkel y buceo con tanque. Además de la belleza natural del lugar, en Maracajaú también encontramos el Ma-Noa, un parque acuático situado a orillas de una playa paradisíaca con una de la mejores infraestructuras de ocio de Río Grande del Norte. Simplemente, Maracajaú es el lugar ideal para relajarse y vivir unas vacaciones inolvidables.

CONHEÇA MARACAJAÚ

CONHEÇA MARACAJAÚ

ALREDEDORES DE MARACAJAÚ

Los alrededores de Maracajaú son de una riqueza y diversidad increíble. Además de los paseos en buggy o cuatriciclo por las proximidades; también se puede ir un poco más lejos y visitar paraísos como São Miguel de Gostoso, ideal para los amantes del windsurf. En Genipabú se puede disfrutar de paseos en dromedario o hacer sandboard en una duna gigantesca que termina a orillas del mar. También puede conocer el cajueiro más grande del mundo en Pirangi; pasear por la playa de Ponta Negra en Natal o disfrutar de Pipa, un pueblo chic y encantador, altamente cosmopolita donde se puede disfrutar de las playas, la vida nocturna y deleitarse con su cocina local e internacional. Maracajaú y sus alrededores son el escenario perfecto para unas vacaciones de película.

 

DEPORTES

Maracajaú es ideal para los amantes de los deportes. La brisa constante de la playa Ponta dos Anéis es óptima para los apasionados del kitesurf, cuya afluencia internacional es cada vez mayor para deleitarse en este paraíso de mar y viento. Además de los deportes de mar como el buceo, el snorkel, el windsurf o el stand up paddle surf, también se puede practicar kayak por los ríos de los alrededores de Maracajaú. Cuando llega el atardecer, el Morro de la prazinha es uno de los mejores lugares para visitar. La duna más grande del pueblo se puede descender haciendo sandboard mientras se ve la magnífica puesta del sol. Ideal para disfrutarlo con los amigos, la familia y los nativos que muchas veces hacen capoeira a esa hora.

Seguir Maracajaú Turismo 

  • Wix Facebook page
  • Reflexão YouTube

 

OBSERVACIONES IMPORTANTES

Maracajaú es un pueblo maravilloso de pescadores muy tradicional y rústico que todavía tiene alguna carencia importante a tener en cuenta, como que no tiene cajero automático ni gasolinera. Estos están en Barra de Maxaranguape (a 11 kms). A pesar de ello, se puede pagar con tarjeta en los establecimientos y hay pequeñas tiendas que venden gasolina.

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now